miércoles, septiembre 14, 2005

The Sound of Music

Decía yo ayer que me había sorprendido con la telenovela "Te Voy a Enseñar a Querer", la cual es producida por RTI y transmitida por Caracol TV. Pues bien, mi sorpresa se debió a que nunca pensé que una telenovela tan genérica y cliché puderia tener unos niveles de rating tan altos como los que está marcando en Colombia y otros países (caso España).
"Te voy a Enseñar a Querer" (TVEQ de ahora en adelante) es simplemente otro empaque de la fórmula usada por RTI televisión, otrora una respetable productora Colombiana, en sus últimas novelas made in Colombia/Miami:
  • Lineas argumentales simples y predecibles, derivadas de los estándares Mexicanos y Venezolanos donde cohabitan un "galán" bien cofundido (el ex-escamoso), una mala remala (la Siachoque), y una diva inocente y pura (la hermana de Sebastián en Café) a la que se la montan durante un año para luego redimirla durante las últimas semanas y casarla con el mencionado "galán", obviamente con embarazo e hijo de por medio.
  • Contextos espacio-temporales sin definir, donde el obligatorio ambiente campestre en el que se desenvuelve la trama puede exisitr perfectamente en México, Colombia, Venezuela o Perú y se desarrolla indistintamente en los 70s, 80s, 90s ó en la actualidad. Para lograr esto, no se usan expresiones idiomáticas propias de ninguna región y se les obliga a los actores a usar un uniforme acento Mexicano en sus diálogos, el cual los productores llaman "neutral" (de todas maneras Mexicano pero no tan rajado).

Ahora, la fórmula que usan no es lo que más me molesta, pues al fin y al cabo es su modelo de negocios y mucha gente parece disfrutar de él. Lo que en realidad me abruma son los bajos valores de producción, los clichés y los actores.

Voy a tomarme el trabajo de arruinarle el programa a quienes lo ven:

Fíjense en la "soundtrack". La ambientación músical consiste en 3 explosiones de percusión de variable longitud, una muy corta linea melódica de guitarra Flamenca, y una breve linea donde fusionan batería y guitarra. El grandísimo problema con esto radica en que la mencionada "música" se usa con una frecuencia excesiva de varias veces por minuto para, supongo, realzar el "drama". Una vez que uno se da cuenta de este detalle, se hace imposible seguir la novela, ya que se vuelve más entretenido contabilizar la instancias de percusión que suceden por episodio.

Para finalizar por hoy, permítanme hacer una recreación onomatopéyica de un probable diálogo en TVEQ:

- Buenos días mi amor (PUM PAA)

- Hola, ¿a qué horas te acostaste anoche? (PU PU PUM PAAA)

- Una hora después de ti. Te preparé desayuno. Hice huevos. (laralalala -guitarra flamenca-)

- No me gustan los huevos (PU PU PUM PAAA TAKA TAKA TAKA PUM laralalalaralala...).

NUEVA ESCENA Y SE REPITE DESDE EL PRINCIPIO.

Buenas noches y dulces sueños.

Diego

Mañana la segunda parte

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home